Nuestro sitio utiliza cookies para garantizar una mejor experiencia de navegación.

2 min para leer 18 veces compartido 2 Comentarios

Cuando asesino virtual se convierte en una profesión

asesino virtual 

En muchas ocasiones evitar que un hijo se pase horas delante de un ordenador jugando requiere medidas extremas. Esa ha sido la filosofía del Señor Feng, ciudadano de China, cuando decidió contratar a varios asesinos para que se ocuparan de su hijo. ¡Un momento! Nos referimos a asesinos virtuales encargados de acabar con la vida del personaje del juego, no del propio hijo. Historia ideal para una de nuestras ilustraciones.

El pobre Feng Jr. no daba palo al agua. Le iban mal los estudios y la búsqueda de trabajo no se encontraba en sus prioridades. Lo único que llenaba su vida y con lo que la llenaba eran los videojuegos. En ese campo se consideraba el rey. Como la historia nos ha demostrado en más de una ocasión, una de las formas de derrocar a un rey es cortándole la cabeza. De ahí, que Feng padre decidiera combatir el mal desde dentro y acabar así con la vida del personaje de su hijo. Para ello contrató a varios asesinos virtuales. Su misión: debilitar constantemente a los personajes de Feng Jr. para conseguir que éste se aburriera y decidiera por sí mismo abandonar el juego. Misión cumplida.

Una tarde, tras varios intentos infructuosos, Feng Jr. se cansó del juego, se levantó de su silla y le dijo a su padre: "Puedo jugar o no, eso no me importa. Pero no estoy buscando trabajo y creo que debería tomarme un tiempo para encontrar uno que se adapte a mí". No sabemos si tras tan gratificante final padre e hijo se fundieron en un emotivo abrazo.

Es bien sabido que la tecnología ha abierto un amplio campo de nuevas profesiones. Hoy podemos añadir una nueva: asesino virtual. Por cierto, teniendo en cuenta que la adición a los juegos de ordenador en adolescentes es uno de los problemas más comunes entre padres e hijos, se me ocurre que la familia Feng debería abrir un negocio ofreciendo este tipo de servicios. Así se resolvería el problema de trabajo de Feng Jr., ¿no? ¿Qué opináis vosotros?

Fuente: Kotaku

(Ilustración: Nina Pechkovskaya)

18 veces compartido

2 Comentarios

Escribir un nuevo comentario:

Nuestro sitio utiliza cookies para garantizar una mejor experiencia de navegación. Más información