Nuestro sitio utiliza cookies para garantizar una mejor experiencia de navegación.

5 min para leer 34 veces compartido 4 Comentarios

¿Merece la pena utilizar el formato RAW en smartphone?

Los fotógrafos aficionados y profesionales difícilmente pueden vivir sin él. También la mayoría de los fans de los smartphones seguramente habrán escuchado en los últimos meses hablar sobre él: no referimos al formato RAW. En este artículo quiero aclarar la diferencia que tiene respecto a las imágenes JPEG normales y demostrar en qué casos vale la pena utilizarlo.

Las fotos en formato JPEG almacenan los valores de los tres canales de color con una precisión de 8 bits. Esto equivale a 256 valores, desde totalmente oscuro, a totalmente claro. Haciendo el cálculo de elevar al cubo el valor de los 3 canales, obtenemos un total de 16,78 millones de colores posibles. Puesto que el ojo humano (según la Universidad de Mannheim) es capaz de distinguir alrededor de 20 millones de colores, parece que 8 bits son suficientes para visualizar las fotos. Parece.

Ventajas del formato RAW

A menudo podemos querer posteditar nuestras fotos para, por ejemplo, aclarar una zona de la imagen que ha quedado oscura. En cuanto incrementamos el espectro luminoso de una determinada zona por medio de postprocesado de la imagen, aparecen «lagunas» en la imagen. Estas se manifiestan en forma de los denominados efectos de bandas de color en gradientes de colores, como se aprecia, por ejemplo, en las fotos del cielo.

Las fotos RAW se almacenan con 10, 12 o 14 bits por canal de color, lo que corresponde a 1024, 4096 o incluso 16384 niveles de color (en lugar de 256). Al elevarlos al cubo, esto equivale a una cantidad entre mil millones y cuatro billones de colores diferentes, y mucha más capacidad para el procesado posterior. Las zonas de la imagen muy oscuras o muy claras juegan un papel importante, donde a menudo, en el caso del formato JPEG, ya no es posible obtener más detalles.

raw jpeg banding
Esta es la misma foto, a la izquierda en formato JPEG y a la derecha en RAW. En ambas imágenes, se aplicó únicamente la misma corrección de los niveles de la tonalidad. Mientras que en la imagen JPEG se aprecian efectos significativos de bandas de color en el cielo, la versión RAW proporciona unos resultados muy convincentes, con una transición de los colores suave. / © ANDROIDPIT

Otra gran ventaja del formato RAW es que cuando se guarda la información de la imagen, todavía no se ha aplicado ningún efecto a esta (mejora de la nitidez, reducción de ruido, balance de blancos o contraste, entre otros). Con las imágenes JPEG, todas estas correcciones ya están «grabadas a fuego» en la imagen y cuando la cámara, por ejemplo, ha aplicado mal el balance de blancos al tomar la foto, se hace más difícil corregirlo posteriormente.

raw jpeg histogram
El histograma muestra la distribución de los píxeles de oscuro a claro. En la instantánea en formato JPEG, foto de la derecha, se aprecian verdaderos agujeros en la curva de brillo. Aquí se ha perdido información de la imagen, lo que a su vez da lugar a los efectos de las bandas de color. / © ANDROIDPIT

Desventajas del formato RAW

Esta libertad que proporcionan las imágenes RAW, puede al mismo tiempo ser una desventaja: con estas imágenes no es posible tomar rápidamente una foto y mandarla directamente a Instagram, o enviarla a la impresora sin más. En su lugar, estas deben ser procesadas por lo que se conoce como un convertidor RAW. En este contexto se suele hablar de «revelar», y a las fotos RAW se les denomina a menudo «negativos digitales», por analogía con la fotografía con carrete.

raw jpeg noise
Con ISO 1600 queda claro hasta qué punto es posible la reducción de ruido en las fotos JPEG (izquierda). Sin Noise reduction (reducción de ruido) la foto RAW parece que esté cubierta de granos de azúcar (centro). Si se desea evitarlo, la reducción de ruido debe estar activada (derecha). / © AndroidPIT

Corregir el ruido en la imagen o los fallos de las lentes, (como la distorsión y las aberraciones cromáticas), puede resultar un trabajo bastante tedioso. Lo cual es algo que debe tenerse en cuenta. Ahora bien, por lo general siempre existe la posibilidad, de tomar la foto, además de en formato RAW, en JPEG simultáneamente. Aquellos que no quieran hacer ninguna corrección (o solo algún pequeño retoque), pueden simplemente utilizar las fotos JPEG. Y para las elaboraciones más complejas, la foto RAW está siempre disponible como una especie de copia de seguridad.

raw jpeg cas
Si se mira de cerca, se puede descubrir en la imagen RAW de la izquierda un ligero halo de color violeta en la transición entre la luz y la oscuridad. Este tipo de fallos en la imagen se denominan aberraciones cromáticas y habitualmente son corregidos por los algoritmos de procesamiento JPEG de las cámaras. / © ANDROIDPIT

El único problema que queda es el espacio en la memoria. Mientras que las fotos JPEG en el Huawei Mate 9 ocupan típicamente entre 2 y 6 MB, los archivos RAW están en torno a los 24 MB. Por tanto, 1000 fotos ocuparían, en lugar de 4 GB, 30 GBytes en el modo RAW+JPEG. Otro punto es la velocidad de almacenamiento. No todos los modos de ráfagas de fotos se pueden llevar a cabo con el formato RAW, es decir, no se pueden mantener las frecuencias de disparo que permite el modo JPEG.

Conclusión

En resumidas cuentas, tenéis que decidir por vosotros mismos si queréis tomaros la «molestia» o no. Desde mi propia experiencia puedo decir que el formato RAW vale la pena, siempre que el espacio no sea un problema y que la velocidad sea algo totalmente irrelevante. Porque entonces las posibilidades de edición y postprocesado son simplemente muy superiores.

Así, en cualquier situación podría salvar con una foto fallida debido a algún tipo de error técnico en la exposición de la luz de una magnífica fotografía gracias al uso del formato RAW. Y por lo tanto, me habría valido la pena el espacio adicional necesario en la memoria que he tenido que utilizar.

34 veces compartido

4 Comentarios

Escribir un nuevo comentario:

Nuestro sitio utiliza cookies para garantizar una mejor experiencia de navegación. Más información