Usamos cookies para mejorar la experiencia de usario en nuestro sitio web. Puedes encontrar más información sobre las cookies y revocar el uso de las mismas en cualquier momento a través del siguiente link: Política de privacidad.

Opinión 3 min para leer 3 Comentarios

4 razones por las que deberías dejar pasar el Apple HomePod

Hay dos cosas claras: el Apple HomePod tendrá un precio de $349 dólares (€279) y seguramente será un éxito comercial. Pero, ojo, eso no significa que el producto sea un objeto imprescindible en el salón o habitación de tu casa, y mucho menos que sea el mejor en su segmento.

Hace unos pocos días el gigante tecnológico con sede en Cupertino, California, anunció sus características, precio y fecha de lanzamiento de su altavoz inteligente, llamado HomePod. Y, en esta oportunidad, los números serán el mayor aliado, aunque hay otros aspectos que se tendrán en cuenta para sostener que deberías dejar pasar el Apple HomePod, al menos por ahora.

1. Precio

La preventa del HomePod empezó el 26 de enero; y podrás conseguirlo en tiendas desde el 9 de este mes en Estados Unidos, Reino Unido y Australia. El hecho de que el altavoz inteligente de Apple sea casi el más costoso de su segmento no es una sorpresa, pues la marca se ha especializado en un mercado premium. Pero estar por encima de sus competidores directos por más de $220 dólares (Google Home) y de $250 (Amazon Echo) es realmente una jugada osada y arrogante. Por lo tanto, Apple, por el precio, ¿estará pensando entonces en competir con los productos de Sonos y Bang & Olufsen?

2. Conectividad

Será muy importante ver cómo responde el HomePod a Siri. En el apartado de inteligencias artificiales, Alexa, de Amazon, lleva la delantera; Google se le está acercando; y Apple aún está algo relegado. Al ser una bocina inteligente, es imprescindible la relación de su asistente virtual con el objeto como tal, pues la calidad general del speaker será directamente proporcional a la eficacia de los comandos y opciones que surjan de la sinergia con su AI.

Además, el HomePod solo tendrá conectividad por medio de Wi-Fi, mientras que sus rivales permiten conectarse también a través de Blueetooth. Eso tiene una razón de ser, y es la calidad superior del Wi-Fi en comparación a la de Blueetooth al transmitir audio, pero, a la larga, la diferencia es difícil de notar.

3. Compatibilidad

Imaginen el siguiente escenario en casa: cada uno de los integrantes de la familia tiene móviles de diferentes fabricantes. El padre tiene un Motorola, la madre un iPhone y el hijo un Samsung. Los tres entran a un almacén y se dejan cautivar por los altavoces inteligentes. Por un lado, los de Amazon y los de Google son compatibles con los móviles de los tres miembros de la familia, ya que no discriminan entre sistemas operativos y tampoco en plataformas de streaming (menos Apple Music); en cambio, el altavoz de de Apple solo podrá usarlo uno de ellos.

El Apple HomePod solo es compatible con iOS y de uso exclusivo de Apple Music.

4. La prueba de sonido

Como suele decirse, hay que ver para creer. En el caso del lanzamiento del Apple HomePod no necesitamos ver para creer, sino escuchar para hacerlo.

Aparentemente, el as bajo la manga del HomePod no son tanto sus características para controlar el hogar de manera inteligente y el lenguaje natural del altavoz, como su potencia y calidad de sonido. 

¿Preordenaste el Apple HomePod o estás animado con su lanzamiento?

3 Comentarios

Escribir un nuevo comentario:
Los cambios realizados se guardarán. No hay borradores guardados durante su edición

Artículos recomendados