Usamos cookies para mejorar la experiencia de usario en nuestro sitio web. Puedes encontrar más información sobre las cookies y revocar el uso de las mismas en cualquier momento a través del siguiente link: Política de privacidad.

2 min para leer 1 comentario

Cómo recuperar tu teléfono - Se pilla antes a un ligón que a un ladrón

recuperar telefono

Nueva York, vísperas de Año Nuevo. El músico Nadav Nirenberg se encuentra en un taxi camino a un concierto. Durante todo el viaje no para de mirar angustiado el reloj. Llega tarde. Con las prisas se olvida el iPhone en el asiento trasero del vehículo. Al darse cuenta de la pérdida, intenta llamarse a sí mismo. Demasiado tarde, ya está apagado. ¿Cómo creéis que pudo recuperar su teléfono? Historia ideal para nuestras ilustraciones.

A la mañana siguiente y con total pérdida de ilusión, Nadav Nirenberg se toma su café mientras consulta el correo electrónico. La sorpresa llega cuando ve su bandeja de entrada llena de e-mails de la web de citas OKCupid de la que era usuario hace ya algún tiempo. Esto solo podía significar una cosa: el ladrón estaba utilizando su cuenta para conocer chicas, a las cuales además, como pudo comprobar, enviaba mensajes un tanto raros.

Había descubierto la forma de llegar a él. Solo tenía que hacerse pasar por una guapa chica de 24 años. Para ello, buscó en Google alguna foto anónima de alguien que estuviera de buen ver. El ladrón no tardó en caer en la trampa y decidieron quedar. El resto fue coser y cantar. Pasadas unas horas, Nirenberg iba camino de la casa del ladrón portando 20 $ por si se ponía razonable; y un martillo, por si no. El ladrón fue razonable y aceptó el dinero a cambio del iPhone. Nirenberg prometió que no presentaría una denuncia policial.

Ya veis. Se pilla antes a un ligón que a un ladrón. Lo que más me sorprende de toda la historia ha sido lo de los 20 $. ¿Darías dinero para recuperar tu smartphone?

(Ilustración: Nina Pechkovskaya)

20 veces compartido

1 comentario

Escribir un nuevo comentario:
Los cambios realizados se guardarán. No hay borradores guardados durante su edición