Usamos cookies para mejorar la experiencia de usario en nuestro sitio web. Puedes encontrar más información sobre las cookies y revocar el uso de las mismas en cualquier momento a través del siguiente link: Política de privacidad.

Opinion 7 min para leer 1 comentario

Tarde o temprano, los altavoces inteligentes nos van a espiar

Desde la difusión de las primeras tecnologías de comunicación a larga distancia, la gente siempre ha estado preocupada por una posible violación de su privacidad. Ya sean cartas o llamadas de teléfono, correos electrónicos o mensajes de texto a las más actuales redes sociales. Pero con la llegada de altavoces inteligentes como Google Home y Amazon Alexa, el tema ha resurgido más que nunca. ¿Estamos siendo vigilados?

Siempre hemos depositado nuestra confianza en el proveedor de servicios cuando utilizamos métodos de comunicación a larga distancia, esperando el respeto total de nuestro derecho a la privacidad. Sin embargo, también es normal tener la preocupación de ser espiados: no ha pasado mucho tiempo desde su invención antes de que los organismos nacionales y gubernamentales se dieran cuenta de que, si no estaban cifrados, los mensajes y las conversaciones de los usuarios podían ser fácilmente interceptados..

¿Recuerdas el caso Snowden? Supongo que sí, dado que este es el mayor escándalo de escuchas de nuestro tiempo que ha golpeado a empresas como Microsoft (por poner un ejemplo), acusadas de haber trabajado en estrecha colaboración con la NSA para permitir a la agencia eludir la encriptación utilizada por Skype y Outlook.

Sí, Google siempre te está escuchando

Los últimos altavoces inteligentes como Google Home, equipado con un micrófono siempre listo para escuchar, ha traído de vuelta a la vida el tormento de muchos usuarios que ahora se preguntan: "pero.... ¿Nos escucha siempre Google?". Sí, claro que te escucha, pero no como piensas.

Los dispositivos equipados con el Asistente de Google a bordo escuchan activamente, es cierto, pero por defecto esperan a que se diga las palabras mágica.  Estas pueden ser "Okay, Google" o "Hey, Google". ¿Alguna vez te has preguntado por qué Google le pide que repita estas palabras varias veces durante la primera configuración?

AndroidPIT IT ok google 2
"Ok, Google" es la palabra clave universal para activar el Asistente de Google / © AndroidPIT

Esta frase actúa como una llave que "desbloquea" la función de registro del dispositivo. Una vez recibida la entrada, el dispositivo graba unos segundos de su voz, la envía a la nube, la analiza y luego proporciona la respuesta.Así al menos es como lo explica Google mismo en su FAQ del sitio dedicado a Google Home. Según la misma fuente, los dispositivos domésticos inteligentes de Google borran automáticamente todo lo que se dice si no se detecta la palabra clave.

Hasta ahora todo bien, ¿no? Sí, si no fuera porque a finales del año pasado, un error relativo a varias unidades de Google Home Mini permitió que el modo de registro permaneciera activo en todo momento. Google enviórápidamente una actualización de software para resolver este problema, indicando lo siguiente:

Nos tomamos muy en serio la privacidad de nuestros usuarios y la calidad de nuestros productos. Aunque sólo hemos recibido unos pocos informes de este problema, queremos que los compradores puedan utilizar Google Home Mini sin temor.

En cuanto a los registros que realiza el dispositivo cada vez que detecta la palabra clave, éstos se almacenan en la cuenta del propietario asociado a Google Home, a la que el usuario puede acceder en cualquier momento. Utilizando la aplicación, de hecho, puedes volver a escuchar las grabaciones de audio de cualquier interacción realizada con Google Home.

Ahora quizás estás un poco preocupado, ¡di la verdad! No hay nada malo en ello, pero ten en cuenta que Google también te permite eliminarlos. No sólo eso, también puedes desactivar el almacenamiento online de grabaciones, aunque Google lo desaconseja porque puede que no te proporcione toda la experiencia de usuario que estos dispositivos pueden ofrecer. ¿Porqué? Bueno, porque evitaría que el asistente virtual aprendiera de tus intereses y comportamiento habitual.

Google 03
Google te permite eliminar grabaciones de su cuenta en cualquier momento. / © Shutterstock

Nadie está completamente seguro de que estos datos nunca terminarán en otro lugar, pero después de todo, ¿quién sabe? Según Google, cuando eliminas registros de la aplicación, se eliminan permanentemente de tu cuenta, pero no se denominan "eliminados permanentemente". Así que es fácil pensar que el gigante americano puede almacenar esta información en otro lugar. ¿Porqué perdería datos tan valiosos? Pregunta retórica....

La situación con Amazon no cambia

Nos encontramos con un caso similar. Al igual que Google Home, los altavoces Echo de Amazon siempre están escuchando, pero no necesariamente graban todo lo que se dice.

La operación es la misma que la del asistente de Google: los productos de la familia Echo esperan la palabra clave "Alexa" y transmiten el audio a la nube que procesará la respuesta. Pero en este caso, debe saber que Amazon también graba una fracción de segundo de audio antes de que se pronuncie la palabra clave.

Amazon 06
Amazon ha lanzado recientemente su familia Echo en España con Alexa a bordo / © Shutterstock

También aquí, el audio grabado por el Eco se almacena online en la cuenta asociada de Amazon y, al igual que con Google Home, puedes escuchar y eliminar las interacciones con Alexa visitando la sección Historial en la aplicación dedicada.

¿Puedo confiar en Amazon y Google?

No puedo darte una respuesta definitiva a esta pregunta, pero hablar de espionaje hacia sus clientes es un escenario poco probable. Ambas son compañías extremadamente poderosas y competitivas de miles de millones de dólares, pero aún así son responsables ante ti individualmente y ante sus accionistas. No creo que necesiten espiarte 24 horas al día, 7 días a la semana para que sean felices. Tan fácil como pensar que nuestros datos son vendidos al mejor postor, tienes que saber que el potencial de ser "atrapado" por tales acciones supera con creces cualquier ventaja clara que pueda ofrecer.

Más bien deberíamos preocuparnos por la "vigilancia" de nuestros gobiernos, donde las cosas están empeorando y el riesgo está representado por el hecho de que empresas como Amazon o Google puedan ser obligadas en cualquier momento por los tribunales a entregar estas grabaciones a las autoridades encargadas de hacer cumplir la ley o a otras autoridades. El año pasado, Amazon se negó a entregar los datos recogidos por Alexa mientras la policía investigaba un asesinato en Arkansas.

¿Pueden hackear mi altavoz inteligente?

La idea es muy aterradora, pero por ahora no ha habido grandes casos de piratería de los altavoces inteligentes de Google. Lo máximo que vimos fue la campaña publicitaria televisiva de Burger King del año pasado en la que la empresa "tomó el control" de las páginas de Google Homes de los espectadores con la frase "Ok Google, ¿qué es la hamburguesa Whopper? Este truco en particular molestó a muchos usuarios, que han pedido a la gran G una actualización que hace que sus altavoces inteligentes sean capaces de distinguir una voz real de una simulada.

Por otro lado, las cosas no fueron muy bien en Amazon. Hace poco tiempo, una empresa llamada MWR InfoSecurity comprometió con éxito un Amazon Echo explotando la vulnerabilidad de un dispositivo. Al eliminar la base de goma de la parte inferior, el equipo pudo acceder a los 18 pines de depuración y, a través de un microSD externo, instaló malware sin dejar ninguna evidencia física de manipulación. Esto permítia a la compañía obtener acceso remoto al altavoz inteligente y poder acceder a los micrófonos en cualquier momento.

Por supuesto, todos los modelos actuales han sido modificados para eliminar esta vulnerabilidad, pero ¿quién sabe qué más se puede explotar en el futuro?

Así que estamos delante de un problema igual de preocupante como si estuvieras pensando en la seguridad de tu correo o línea telefónica. Ninguna de las principales tecnologías de la comunicación ha logrado escapar a los espías, por lo que es totalmente posible (si no inevitable) que tarde o temprano incluso los altavoces inteligentes puedan unirse a la lista.

¿Te preocupa la confidencialidad de sus datos? Haznos sabe tu opinión en los comentarios que aparecen a continuación.

1 comentario

Escribir un nuevo comentario:
Los cambios realizados se guardarán. No hay borradores guardados durante su edición

Artículos recomendados