Usamos cookies para mejorar la experiencia de usario en nuestro sitio web. Puedes encontrar más información sobre las cookies y revocar el uso de las mismas en cualquier momento a través del siguiente link: Política de privacidad.

Opinión 8 min para leer 5 Comentarios

¿Un futuro sin smartphones? Probablemente sí

Desde hace varios años, la gente se pregunta cómo será el futuro de los teléfonos inteligentes. Algunas personas piensan que serán súper finos, mientras que otras dicen que serán completamente transparentes. Por último, muchas personas opinan que el futuro estará representado por la tendencia implementada en los últimos tiempos, a saber, los smartphones plegables. Pero hay algo que no encaja en este razonamiento: cambian de forma, ¡pero siguen siendo smartphones! ¿Dónde está la verdadera innovación? ¿Cuál será el cambio de paradigma esta vez?

Aquellos de vosotros que tengáis la edad suficiente para recordar vívidamente los llamados "teléfonos con funciones" tendrán fascinantes recuerdos de los dispositivos más extraños (pero también más maravillosos) jamás creados por fabricantes como Nokia, Sony Ericsson, LG, Samsung, Motorola, etc...

En aquel momento, un teléfono que podía doblarse, por ejemplo, se consideraba más que normal, casi obligatorio en algún momento, pero la particularidad de estos dispositivos era que cada uno de ellos lograba diferenciarse de la competencia y ofrecer algo realmente único, o al menos algo que lo hiciera más atractivo.

El cambio de paradigma

Sin embargo, esos días están muy lejos y el mercado de los smartphones es ahora mucho más homogéneo, por no decir que está estancado: los teléfonos son casi indistinguibles entre sí, principalmente porque la pantalla ya no sólo se utiliza para mostrar información, sino que también se ha convertido en el principal medio de interacción. En resumen, hay muy poco que innovar, especialmente en términos de diseño, cuando una parte entera del dispositivo está ocupada casi por completo por la pantalla.

steve jobs first iphone
El iPhone ha puesto fin a una era, comenzando con otra.

Es innegable, afrontémoslo: este cambio de paradigma se produjo cuando Apple lanzó por primera vez su iPhone en 2007, creando así una nueva categoría de productos, los dispositivos "all screen" sin teclado físico, que empujaron al mercado irrevocablemente en esa dirección, desencadenando así uno de los mayores cambios que la industria de la tecnología móvil ha visto jamás.

Un abandono muy rápido

La transición a la pantalla táctil no sólo ha enriquecido la interacción, sino que ha llevado incluso a los smartphones a convertirse en el mayor canal de transmisión de datos de los usuarios, para bien o para mal, convirtiéndose muy pronto en un fuente muy importante para acceder a la información, lo que ha revolucionado la usabilidad de estos dispositivos.

Ya los primeros teléfonos influyeron profundamente en la vida de miles de millones de personas, por no hablar de los smartphones, capaces de realizar cualquier tarea y se utilizan para prácticamente todo. La velocidad con la que la industria de la telefonía móvil ha abandonado el teclado físico ha sido increíble. Hasta la fecha, probablemente sólo Blackberry sigue dando a luz a los smartphones con teclado.

huawei mate 20 x 10
El Mate 20 X tiene una enorme pantalla de 7,2 pulgadas. ¿Adónde queremos ir? / © AndroidPIT

El problema, sin embargo, es que esta vez no se está rompiendo ningún paradigma: conocemos bien la tendencia actual, pantallas cada vez más grandes para proporcionar mayor interactividad y comodidad, pero también para poder mostrar más contenido. Cada día se introducen nuevas interfaces, como la interfaz de usuario de Samsung One para proporcionar quién sabe qué tipo de mejora, pero estamos lejos de dar otro paso adelante como se hizo en 2007.

¿Nueva era? ¡Ya quisieras!

Estamos en 2019 y todo lo que oigo es sobre los teléfonos inteligentes plegables. Como entusiasta de la tecnología de 360 grados tengo que admitir que estoy particularmente interesado en esta nueva tendencia y no puedo esperar a probar estos nuevos dispositivos. Sin embargo, también es necesario mantener los pies en la tierra y preguntarse si se trata realmente de innovación o no.

Según el vicepresidente de la división móvil de Samsung, su nuevo dispositivo plegable creará una revolución y una nueva era de smartphones. Me pregunto qué diablos estará haciendo. El hecho de que se llamen "smartphones plegables" no significa nada nuevo para mí. ¿Así es un smartphone plegable? Basado en lo que se nos ha mostrado hasta ahora, es capaz de hacer las mismas operaciones que un teléfono normal actual. Las únicas dos diferencias que he logrado encontrar son una pantalla que se dobla y el precio necesariamente más alto (como si los smartphones de 2018 fueran baratos, por otro lado).

samsung foldable smartphone
Samsung mostró su primer prototipo durante el SDC 2018. / © Samsung

Si esta es la revolución para los ejecutivos de Samsung, siento contradecir su opinión, pero no me lo trago. La verdad es que los smartphones actuales, aunque mantienen unas ventas bastante estables (la caída en 2018 frente a 2017 fue del 3%), ya no garantizan los mismos márgenes de beneficio que antes. Y esto es especialmente cierto en el caso de Samsung, que recientemente ha sufrido una caída significativa en las ventas de sus dispositivos.

¿Por qué es eso? Porque el nivel de la tecnología móvil es ahora sustancialmente igual entre todos los fabricantes, incluso aquellos con menos capital, por lo que gigantes como Samsung, Huawei, Xiaomi y compañía deciden utilizar sus conocimientos técnicos y sus valiosas cuentas bancarias para trasladar el eje de su modelo de ingresos a estas nuevas ideas fantasma, haciéndonos creer que hemos creado una nueva categoría de productos.

androidpit flexpai royole 4
¿Es ésta la revolución que imaginaste? / © AndroidPIT

Pues no. Todo esto no es más que un hermoso cuento de hadas creado ad-hoc sólo para asegurar que una parte del mercado siga siendo inalcanzable para muchos competidores y obtener mayores márgenes de beneficio que puedan cubrir las pérdidas de los "smartphones inflexibles" de la industria. Pero no sólo eso, una de las razones por las que estas grandes empresas quieren ser las primeras en subirse al carro de los smartphones plegables es por su desproporcionado ego. Es inútil, siempre deben mantenerlo lo más alto posible y no pueden permitirse ser vistos como iguales (o más débiles) que los demás.

¿Alguna vez te has preguntado por qué Apple nunca ha hablado públicamente de su posible entrada en el mercado de los smartphones plegables? ¿Demasiado caro? En realidad, no. ¿No tienes los conocimientos adecuados? De ninguna manera. ¿Lo estará fabricando en secreto? Casi imposible en los tiempos que corres. Entonces, ¿por qué? La respuesta exacta a esta pregunta no la conozco, pero una cosa está clara: Apple siempre ha sabido qué botones tocar y en qué mercados entrar. Si los de Cupertino aparentemente no muestran interés en plegar smartphones, habrá una razón.

También es cierto que hay muchas patentes que probarían lo contrario, pero seamos honestos... Son, como mínimo, futuristas y sabemos muy bien que el registro de una patente no garantiza su realización futura.

apple foldable phone
Una de las patentes de Apple que ciertamente no te hace pensar en una producción a escala. / © Digital Trends

Innovar de verdad es algo totalmente diferente

En lo que deberíamos centrarnos más es en la interacción "no física", como los comandos de voz, o la realidad aumentada. Esto es algo que podría llegar fácilmente ahora mismo gracias al asistente de Google, Siri y Amazon Alexa. Si bien algunas personas siguen considerando el smartphone como la única evolución posible, es mucho más legítimo creer que la tecnología más valiosa debe adoptar necesariamente una forma completamente diferente, más dinámica y accesible. ¿Cuánto tiempo más deseas permanecer como esclavo de un dispositivo que tienes siempre en la mano?

Imagina poder interactuar con todas las superficies de tu hogar. Cada espejo, ventana o escritorio puede convertirse en una pantalla táctil conectada a Internet, que puede identificar en cualquier momento al usuario que la utiliza a través de un escaneo biométrico para permitirle ver sólo la información que te interesa. El futuro que imagino es así, sin ningún tipo de dispositivo en mi bolsillo o en mis manos.

simplehumanhifisense
Este espejo integra Google Assistant, tiene lámparas inteligentes y un altavoz Bluetooth. / © Simplehuman

¿Un futuro sin dispositivos?

La idea ya es bien conocida entre los futuristas y cada día tratamos de entender cómo se puede tener en cuenta esta tecnología en nuestra vida cotidiana. Uno de los principales problemas no es tanto que no se pueda lograr, sino que es difícil convencer a la gente para que se deshaga de los smartphones porque el deseo de poseer objetos tangibles es demasiado fuerte. Pero créeme, lo quieras o no, tarde o temprano esto o algo así sucederá. El hecho de que el contenido ya no tenga que estar dentro de los dispositivos individuales es prueba de ello.

Los usuarios estarán libres de la esclavitud de los dispositivos individuales cuando tengan acceso a las comunicaciones y redes como individuos. La tendencia humana a sentir afecto por los objetos aún no ha desaparecido, pero tan pronto como suceda estaré listo con mis palomitas de maíz para admirar a las grandes empresas que caen al pie de la verdadera innovación.

Smartphone plegable, adelante. Te clasifican como una "tendencia" y, como tal, estás destinada a desaparecer.

5 Comentarios

Escribir un nuevo comentario:
Los cambios realizados se guardarán. No hay borradores guardados durante su edición

  • Las pantallas grandes de los smartphones ha sido una evolución lógica, y eso es porque queremos más información con sólo un vistazo cuando estemos fuera de casa. El ejemplo son los teléfonos plegables que se venderán porque la gente lo estan demandando.

    Por tanto discrepo en cuanto a que desaparecerán los móviles.

    Ahora bien, tener un reloj, una tarjeta u otro accesorio que sea pequeño, lo tenga a mano, sea rápido de visualizar que no moleste y que me conecte con mi mundo y con el mundo, entiendo, que eso es el futuro inmediato.


  • Un futuro muy interesante para el smartphone sería integrarlo en la muñeca, desplegable físicamente y con pantalla tridimensional virtual, con dispositivos que monitoreasen nuestras constantes vitales y que también dispusiera de una interfaz, parecido a los auriculares de hoy, que se conectaran a nuestro cerebro para amplificar nuestra percepción real y conectarnos virtualmente a Internet. Eso sí que sería un gran futuro para el smartphone, pero claro, cambiaría totalmente de interfaz, y de paso cambiaría también totalmente al ser humano.


  • La verdad es que Apple no lo ha sacado, por qué no siempre son los primeros en hacerlo, pero en honor a la verdad casi siempre cuando hacen algo lo hacen bien y lo vuelven masivo. También en ocasiones su terquedad les ha hecho llegar tarde,como con las pantallas grandes, seguían anclados en 4 pulgadas hasta que vieron que se estaban quedando atrás.
    Sin embargo ese futuro sin dispositivos está lejos aún, quizá llegue pero no es algo que en cinco años por lo menos se vislumbre.


    • Coincido en lo de la terquedad de Apple. Steve Jobs, descanse en paz, decía: "No sacaremos un iphone con pantalla grande porque el iphone es así, y es el mejor smartphone porque es un iphone…" Y al año de fallecer, sacaron el iphone 6 con pantalla "grande", 4'7 pulgadas, como si fuese una revolución.


  • Muy interesante el artículo. Por mi cabeza también han rondado ideas de ese tipo sobre qué el futuro de los smartphones no pasa por algo físico en nuestras manos que podemos perder, caer y romper, ser robado, etc... Pero siempre he creído y así los suelo comentar cuando sale la conversación, que el futuro no muy lejano está en integrarnos el dispositivo en el cuerpo. Creo que actualmente no estaría éticamente aceptado pero en pocos años todos aceptaremos que nos inserten bajo la piel y conecten a nuestra retina, algún tipo de elemento que nos haga llevar un smartphone en nuestro cuerpo.