Nuestro sitio utiliza cookies para garantizar una mejor experiencia de navegación.

54 veces compartido 4 Comentarios

Warhammer 40.000: Freeblade, destrúyelo todo con tu titán

Un nuevo título bajo el nombre de Warhammer 40.000 ha aterrizado en Google Play. Warhammer 40.000: Freeblade te pone esta vez a los mandos de un titán cuya misión es ir por todos lados machacando a traidores y Orkos. En este universo futurista, en el que sólo hay guerra, deberás estar preparado para matar o morirás entre los escombros que formará tu titán. No te pierdas este paseo por las sensaciones que me ha dejado el juego.

Historia trágica, venganza sangrienta

El personaje protagonista es un Marine Espacial que acaba de superar una prueba, cuando recibes la noticia de que el resto de tu familia ha caído. Eres el único miembro que queda vivo y, para que no pierdas el tiempo llorando, te dan un titán de la clase Caballero Imperial para que frías a los enemigos a tiros y misiles. Tendrás, como en todos los juegos de este tipo, a alguien que hará de tu tutor al principio y te irá dando misiones.

Combina tus dedos para disparar diferentes armas: la jugabilidad

La forma de jugar a Warhammer 40.000: Freeblade es muy sencilla. No te tendrás que preocupar del movimiento, pues este sucede de forma automática. Cuando se para, es hora de que estés atento, porque tendrás que machacar a todo lo que aparezca en pantalla y sobrevivir a los tiroteos lo mejor posible.

Hay, por así decirlo, dos formas de combatir: ataque y defensa, pero no por turnos, sino usando tus reflejos. Para disparar tendrás que usar tus dedos dependiendo del arma que dispares. El arma principal (un arma ligera) se dispara tocando la pantalla y dejando pulsado o arrastrando para continuar disparando. Una vez dejas de pulsar la pantalla, deja de disparar, de forma que el arma no se sobrecaliente y se enfríe.

w40k combat
Disparar y destrozar, es tu papel principal. / © ANDROIDPIT

Otra arma que monta tu Caballero Imperial es de tipo misil, el cual se activa usando dos dedos. Si pulsas con dos dedos al mismo tiempo, aparece el punto de mira para que apuntes, arrastra los dedos hasta tu objetivo y suelta. Este arma es perfecta para los blindados, tanto tanques como otros titanes.

El otro arma, de la que no dispondrás siempre, es tu espada sierra (titánica), con la que entablarás combate cuerpo a cuerpo con otros titanes. Cuando pulses el icono dedicado a este modo de combate, tendrás que hacer que las dos líneas que se mueven queden lo más al centro posible. Si las líneas quedan en la parte más central, habrás hecho un impacto crítico. No falles muchos ataques o tu titán se irá al desguace.

w40k cc
Deja para el arrastre a los demás titanes. / © ANDROIDPIT

Pero no todo es dar tiros y espadazos: también dispones de unos escudos que te protegerán de los misiles enemigos, aunque no te ilusiones, no funcionan automáticamente. Para que el escudo funcione, en el momento en el que te vayan a disparar un misil aparece un icono azul que deberás pulsar.

Al principio, como en todo juego, será muy fácil, pero verás que necesitarás reflejos para enfrentarte a las oleadas de enemigos. Tendrás que disparar en salvas cortas, dar misilazos a los blindados mientras se enfría el arma principal y volver a disparar. Para mejorar tu defensa, te aconsejo que dispares a aquellos que te lancen misiles primero, así evitarás una segunda andanada y reservarás escudos.

Es un juego que está muy bien adaptado a las pantallas táctiles, resulta intuitivo y los tutoriales son bastante claros. A nivel de jugabilidad me he encontrado que, aunque la pantalla parezca un poco cargada de elementos, resulta bastante cómodo de controlar.

No todo son disparos: personaliza y mejora tu titán

Evidentemente, para avanzar en la historia del juego, no te vas a limitar sólo a pegar tiros a diestro y siniestro, encesitarás que tu titán mejore sus armas y protección. En el aspecto de la personalización, puedes cambiar los colores y dibujos desde el principio, pero a medida que avanzas desbloqueas diseños más elaborados, así que no dejes de visitar la parte de personalización.

w40k custom
Personaliza tu titán a tu gusto para que los enemigos sepan que los ha destrozado un cacharro que es lo más. / © ANDROIDPIT

Para mejorar a tu titán, le podrás equipar diferentes elementos que consigas en las misiones. Para facilitar esto puedes usar el botón autoequipar para que no dejes los ojos comparando los elementos. Pero no sólo dependerás de lo que las misiones te den, sino que podrás forjar tu propio equipo y mejorarlo.

En la misma pantalla en la que ves el equipo, aparecen las opciones de mejorar y forja. Para mejorar un elemento sólo tienes que seleccionar el elemento, pagar el precio y esperar. Para forjar equipo nuevo deberás tener elementos que no vayas a usar. En la pantalla de forja elegirás qué clase de arma o protección quieres forjar, luego arrastras dos objetos que no uses, pagas el precio, esperas y ya tienes algo mejor.

No conviene que te vuelvas loco forjando desde el principio, porque las recompensas por las misiones son un tanto limitadas, y al llegar a ciertos niveles quizás te encuentres con que tu titán está bajo de equipo para lo que requiere la misión.

w40k equipo
Mejora tus armas y protecciones para cumplir misiones. / © ANDROIDPIT

Gráficos y sonido

Teniendo en cuenta que es un juego que ocupa más de 500 MB (depende del equipo en el que se instale), no puedes esperar que tenga unos gráficos de 8 bits. Durante el juego vemos lo que es la esencia de Warhammer 40.000: un lugar en el que todo el mundo te quiere disparar.

En lo que llevo jugando no me he encontrado con ninguna clase de bug de gráficos ni una ralentización (aunque el hardware del terminal también tiene mucho que decir en la fluidez del juego). La esencia del universo futurista en el que todo es guerra queda bien plasmada a nivel visual. Para disfrutar de los mejroes gráficos posibles necesitarás un smartphone con una GPU decente, al menos un buen gama media para garantizar unos resultados muy buenos.

Buen sonido y unos buenos gráficos es lo que se le debe pedir a un juego de este calibre, y cumple de sobra.

En cuanto a sonido tampoco puedo quejarme, ofrece unos efectos dignos de un juego de este calibre y la música está acorde a la temática. Tanto a nivel gráfico como de sonido, es muy probable que quedes satisfecho si te gusta esta clase de juegos.

Mi conclusión

Se trata de un juego en el que la acción sólo se calma entre misiones, mientras estás en acción debes estar muy pendiente de los enemigos que te aparezcan y derribarlos lo antes posible, pero teniendo en cuenta que se te puede sobrecalentar el arma (lo que se conoce como el síndrome Snapdragon 810) o gastar la munición. Habrá momentos en los que creas que no das a basto con tanto enemigo y blindado frente a ti y que no vas a salir vivo de ahí.

Lo mejor para mí es, aparte de la estética del juego, sus gráficos y sonidos, todo ello en conjunción con unos controles fáciles. Lo peor es que las pantallas aparecen un poco sobrecargadas y, hasta que te acostumbras, puedas sentir cierto agobio de tanto elemento ajeno a la acción. Es posible que, para algunos, lo mejor sea jugar en una buena tablet para disfrutar más del juego, pero eso va a gustos

  • Descargar Warhammer 40.000: Freeblade desde Google Play

¿Has probado ya este juego? ¿Algún consejo para aquellos que acaben de empezar?

54 veces compartido

4 Comentarios

Escribir un nuevo comentario:

Nuestro sitio utiliza cookies para garantizar una mejor experiencia de navegación. Más información