Usamos cookies para mejorar la experiencia de usario en nuestro sitio web. Puedes encontrar más información sobre las cookies y revocar el uso de las mismas en cualquier momento a través del siguiente link: Política de privacidad.

6 min para leer 3 Comentarios

¿Coche eléctrico o híbrido? Estas son las diferencias

¿Has decidido comprar un coche nuevo y no puedes esperar a tener en tus manos la nueva tecnología eléctrica? Apreciamos tu voluntad por un  futuro más verde en las carreteras, pero antes de ir al concesionario sería mejor preguntarse si comprar un coche eléctrico o un híbrido. A menudo, estos términos se utilizan como sinónimos pero no son lo mismo. Estas son las principales diferencias que hay que tener en cuenta.

La famosa prohibición del uso de vehículos diésel no se aplicará hasta dentro de unas décadas y, a día de hoy, sus detalles no se han confirmado del todo. A pesar de ello, en el mundo una comunidad de personas cada vez más amplia decide comprar un "vehículo verde" que pueda eliminar todas las formas de emisiones de CO2 de las carreteras. Por supuesto no será fáciñ eliminar por completo el motor de combustión, pero en estos momentos la mejor y más accesible solución para el consumidor son los coches eléctricos e híbridos, que no son exactamente lo mismo.

Tesla Model 3 CCS1 e1542191696558
El Tesla Model 3 es uno de los mejores ejemplos de un coche totalmente eléctrico / © Tesla

Coches eléctricos (EV)

Un coche eléctrico se define como un coche que es totalmente capaz de arrancar, conducir kilómetros y recargarse exclusivamente gracias a la electricidad. En este tipo de coche no se utiliza ninguna forma de combustión (gasolina o diesel), pero la energía se almacena en baterías específicas.

Los coches eléctricos se han vuelto muy populares últimamente, principalmente debido a la posibilidad de ser comprados con incentivos estatales especiales. En España, por ejemplo,contamos con el PLAN VEA. Gracias a estas ayudas, podrás descontar entre 500 y 18.000 euros en la adquisición de un coche eléctrico.

En la amplia gama de coches eléctricos entre los que elegir se encuentran Nissan Leaf, Renault Zoe y la familia Tesla (no podríamos olvidar la empresa de Elon Musk), pionera del sector eléctrico. Sin embargo, cada vez más fabricantes confían en la electricidad y la oferta será más amplia cada año. Volkswagen, por ejemplo, convertirá todas sus plantas alemanas para 2022.

vw egolf
El Grupo Volkswagen convertirá todos sus sistemas alemanes a energía eléctrica para el año 2022 / © Volkswagen

Los vehículos eléctricos ofrecen varias ventajas clave sobre los coches normales de gasolina y diesel, así como los coches híbridos. La electricidad no produce ningún tipo de contaminación ya que no posee el tubo de escape, por lo que su impacto ambiental se reduce prácticamente a cero. Además, a pesar de la potencia que tienen (incluso a baja velocidad), no emiten más ruido que un simple silbido.

Y lo que es más importante, los coches eléctricos se pueden recargar en casa en todos los sentidos. Técnicamente, bastaría con conectar el coche a un enchufe común mediante un alargador, pero muchos optan por instalar en su garaje dispositivos mucho más sofisticados para conseguir una recarga más rápida de la batería. Además, en las grandes ciudades es cada vez más frecuente encontrar estaciones de carga eléctrica en casi todas partes, por ejemplo en gasolineras, aparcamientos o supermercados.

Porsche taycan
Incluso grandes marcas como Porsche han decidido convertirse a la energía eléctrica / © Tech Crunch

Entre las desventajas, sin embargo, es el caso de decir que recargar un coche eléctrico toma horas en comparación con unos pocos minutos para llenar un tanque con gasolina o diesel. También es cierto que algunos vehículos eléctricos disfrutan de una carga rápida, pero en cualquier caso se tarda al menos 45 minutos en recargar la mayor parte de la batería. Durante todo este tiempo, el coche deberá permanecer parado y conectado a la toma de corriente, lo que obliga a los usuarios a evaluar muy bien la compra en función del número de estaciones de carga disponibles en sus desplazamientos diarios.

Coches híbridos

El término "híbrido" es bastante amplio, pero en este contexto  sólo se refiere a un automóvil con doble alimentación, es decir, una combinación de un depósito de gasolina y la energía eléctrica almacenada en algunas baterías. La forma en que se utilizan las dos formas de energía puede variar de un coche a otro, o a veces de un fabricante a otro.

Sin embargo, hay una peculiaridad: todos los coches híbridos son capaces de recargar sus baterías utilizando el motor de combustión. En algunos casos, este último sólo está presente para este propósito, mientras que en otros tipos de híbridos, el motor de gasolina mueve las ruedas, mientras que un motor de batería adicional ofrece tracción eléctrica. En resumen, este tipo de coche no es capaz de moverse de forma autónoma sólo con el apoyo de la electricidad, sino que se ayuda de combustibles fósiles 

toyota prius hybrid plug in
El Toyota Prius es uno de los muchos ejemplos de coches híbridos enchufables. /  © Mario Ortiz

También es cierto que algunos coches híbridos tienen la posibilidad de conectarse a una toma de corriente para poder recargar las baterías y utilizar únicamente el motor eléctrico para distancias cortas, generalmente de 30 a 90 kilómetros, una opción útil para el uso urbano ya que reduce el uso del motor de combustión y, en consecuencia, las emisiones de CO2.

Ejemplos de coches híbridos incluyen el Toyota Prius, el Mitsubishi Outlander PHEV y el deportivo BMW i8. Entre los más caros, no hay que olvidar el Porsche Panamera Híbrido, a la venta por unos 160 mil euros. Seguramente te sorprenderá de cuántos fabricantes han decidido incluir los coches híbridos en su catálogo.

porsche panamera hybrid
Porsche también está presente en el mercado de vehículos híbridos con su Panamera / © MotorBlog.com

Una de las principales razones por las que se elige un híbrido es la posibilidad de ahorrar mucho dinero al reducir la cantidad de combustible utilizado. Además, como ya hemos dicho, conducir un coche híbrido en la ciudad contaminará muy poco, o incluso nada, confiando exclusivamente en el motor de la batería. Por desgracia, lo que a veces lleva a un usuario a comprar un coche híbrido en lugar de uno eléctrico es la ausencia total de estaciones de carga suficientemente adecuadas en su ciudad.

¿Has decidido pasarte al coche ecológico? Si es así, ¿elegirías un coche totalmente eléctrico o un coche híbrido?

3 Comentarios

Escribir un nuevo comentario:
Los cambios realizados se guardarán. No hay borradores guardados durante su edición

  • No se por que causa, todos los medios de comunicación en general y en particular, los dedicados a la información sobre locomoción y vehículos están obviando los coches movidos por pila de hidrógeno. Tal vez sera por que las petroleras, osea, los Bancos, no ven con buenos ojos un vehículo que se mueva con un combustible que no producen ellos y que tampoco lo controlan, como es el HD2O, o como mas se le conoce, agua, simple agua.
    Aunque bien pensado, la electricidad es necesaria para la creación del hidrógeno que después se cargara en los depósitos de los vehículos de esas características.
    La cuestión es que también existen ya circulando coches de estas características, la pila de hidrógeno, En Alemania sin ir mas lejos, es muy habitual ese tipo de vehículos, ya que los Alemanes que como todos sabemos, son tremendamente prácticos, se dieron cuenta rápidamente que con esos vehículos podían ir mas rápido, mas lejos e infinitamente mas barato que con un vehículo de combustible solido, eléctrico o la mezcla de ambos, ya que el hidrógeno, a pesar de necesitar electricidad para producirla (se hace en las mismas hidrógelineras) el litro de dicho combustible sale tremendamente barato para el consumidor.
    Por supuesto, las emisiones de dichos coches, son 0 patatero, ya que si algo sale por el tubo de escape es agua, vapor de agua, ya por eso se le debería llamar tubo de desagüe.
    Pues bien, odas las marcas ya fabrican dicho coche, de echo se tarta un vehículo eléctrico que se mueve con la electricidad que genera la combustión que se produce al entrar en contacto el hidrógeno con el aire, que carga la batería que mueve dicho vehículo.. una mecánica muy simple y sencilla. Su autonomía suele ser variopinta, pero por ejemplo, la marca Hyundai ha sacado un vehículo de esta clase (verle en su web, aceptan pedidos), que tiene una autonomía de 800 a 850 Km. Otras marcas ya están anunciando autonomías de 1000 km inclusive mas.
    En España (como no) tenemos el problema de las hidrógelineras, que simplemente no hay, bueno, para no mentir, hay 5 de ellas en todo el país, casi todas pertenecientes a empresas municipales (vehículos de servicios) y una privada, a pesar de que un generador industrial de Hidrógeno para cargar hasta dos vehículos simultáneamente y de forma consecutiva, cuesta ahora sobre 230.000€, que se verían reducidos en el momento que la instalación de dichos generadores en puntos de reabastecimiento sea global y haya competencia. Pero no es extraño que pase, España es como es.. siempre vamos en el vagón de cola, arrastrados por los demás países y así nos va. Y lo digo, por que en le resto de los países de Europa, los puntos de abastecimiento eléctrico son ya la normalidad y en cuento al hidrógeno, Alemania, Austria y Suiza tiene su red completa, Francia a un 80% y el resto creciendo de día en día.. Inclusive Marruecos tiene surtidores de este tipo en muchos puntos de venta.. ¿Y España?, pues lo dicho, 5 y no son públicos, osea, "para ir a mear y no echar gota". Eso, si.. MUCHA PROPAGANDA DE ELÉCTRICO E HÍBRIDO. Hablar de sus parabienes, pero sin tocar su problemas, que los tienen.. y por supuesto, todos estos con un denominador común, consumen si o si, directa o indirectamente mogollón de combustibles sólidos.. Insisto.. ¿No sera que los petroleros no dejan?.


    • Al coche de hidrógeno le veo 2 problemas. El primero es que el hidrógeno es difícil de almacenar y requiere unas presiones muy altas y unas temperaturas muy bajas, además de que no se debería almacenar durante mucho tiempo por las pérdidas. El segundo es que la eficiencia global del coche de hidrógeno (generación de electricidad, transporte, generación de hidrógeno, pila de combustible) es mala, mucho peor que los coches de batería y sólo un poco mejor que un motor térmico.


      • Desconozco en que te basas para dar esa información, pero no creo que firmas como por ejemplo Hyundai, vayan a colocar en el mercado Español y europeo este año en España un nuevo modelo de NEXO con pila de combustible de hidrógeno, a un precio que no es precisamente barato. Para que luego el usuario empiece a tener los problemas que comentas que tiene dichos vehículos. La prueba de lo que comento la tienes en la web de <www . hyundai . es / nexo>, modelo que denominan como la nueva generación SUV con pila de combustible. Y esta es solo una muestra de lo que existe en el mercado europeo, con especial incidencia en el mercado alemán, país donde la red de repostar estos vehículos es ya completa.
        Eso si, lo que no entiendo es la estrategia de Hyundai para promover la venta de un vehículo que usa un combustible prácticamente inexistente en España por el momento.