Nuestro sitio utiliza cookies para garantizar una mejor experiencia de navegación. OK
42 veces compartido Sin comentarios

El Motivo por el que Apple, Amazon y Sony quieren los derechos de James Bond

James Bond acaba de salvar el mundo en nombre de su majestad, se coloca el traje, coge su smartphone Sony y llama para avisar de que la misión ha sido un éxito. Así ha sido durante años, pero parece que  Sony podría perder dentro de poco su sitio junto a James Bond. Detrás de todo esto no hay solo una película, sino una batalla feroz por demostrar ser el mejor ecosistema digital.

Después de Spectre (2015), la última película hasta la fecha de la saga James Bond, el contrato con Sony Pictures ha concluido y ahora  parece que Warner va a tomar el relevo. Aunque todavía no hay nada firmado, y de una forma más o menos repentina han surgido nuevos competidores: Amazon y Apple. Incluso Sony, partner de 007 ya en más de una ocasión, no se ha dado por vencido en la lucha por conseguir la próxima película de James Bond.

Pero la realidad es que toda esta historia sobre James Bond es un pequeña parte de un tema mucho más grande. En estos momentos las grandes empresas tecnológicas luchan por alcanzar el primer lugar en los distintos ecosistemas. Porque seamos sinceros, con las cualidades técnicas de los propios smartphones y tabletas, es cada vez es más difícil destacar entre la multitud, y por ello, es importante encontrar otras características únicas. En este sentido, los grandes nombres de la industria tecnológica tienen ciertas ventajas respecto a los demás.

Sony tiene algunas de estas ventajas que a simple vista no son muy evidentes, pero que juegan un papel de peso en un segundo plano, y que permiten a esta empresa japonesa seguir creciendo. Sony no solo está activo en la industria cinematográfica. También tiene una fuerte presencia en el mercado de los videojuegos gracias a Playstation. Sin olvidarnos de que Sony Music, un gran sello discográfico, también pertenece a este grupo. De esta forma, Sony ha conseguido tener un amplio repertorio multimedia, que también utiliza en la promoción de sus smartphones, tabletas y otros dispositivos.

Amazon no tiene smartphones propios, pero aparte de esto, tiene de todo

Está claro que Amazon,  por encima de todo, lo que está intentando es meter la cuchara en este suculento pastel. Aunque Amazon no está presente con hardware propio en el mercado de los smartphones, el gigante de las compras en línea se ha hecho claramente un hueco en nuestras casas con productos como Alexa, las altavoces Echo y otros muchos similares de otros proveedores, así como con los dispositivos Fire TV. La gran ventaja de Amazon es que además de sus propios contenidos, tales como series de producción propia, cuenta con una amplia gama de contenidos de otros muchos proveedores. Amazon cuenta incluso con juegos y aplicaciones propias.

Y, por supuesto, lo mismo podemos decir del universo Apple. Apple ha revolucionado el mercado de la música por streaming con iTunes, donde ahora ya podemos encontrar también películas, series, podcasts y productos similares en su catálogo, algunos de los cuales son exclusivos de su plataforma, tal y como hace también Amazon. La oferta de Apple es comparable a la de Google, aunque el gigante de Internet todavía tiene sus reticencias a la hora de producir sus propios programas de televisión o películas.

Opinion by Steffen Herget
Cuando Apple se toma algo en serio, su gran capacidad económica es más que suficiente para afrontar cualquier proyecto
¿Qué opinas?
50
50
51 participantes

James Bond es un nombre con tanto tirón que podría influir claramente en el mercado si su nuevo socio consigue adentrarse en este mundo y estampar su sello en este agente secreto icónico, el cual, por cierto, volverá a ser interpretado por Daniel Craig. Va a haber un tira y afloja al respecto bastante duro. Zack Van Armburg y Jamie Erlicht, los cuales se pasaron en junio de Sony a Apple están dirigiendo, según se dice, las negociaciones para traer a James Bond a Cupertino.

Los clientes van a donde están los contenidos

Independientemente de cómo acabe esta historia, el hecho de que Apple y Amazon compitan con los grandes estudios clásicos de cine como Sony o MGM dice mucho sobre la importancia actual del ecosistema digital. Las películas de James Bond son tan caras que el estudio apenas gana dinero, sin embargo, dan un prestigio tan grande, que todos quieren tenerlas.

Al final, los clientes acuden donde encuentran lo que está buscando. Antes, acudían a quien tenía el mejor hardware, hoy en día, a quien tiene los mejores contenidos. La lucha por conseguirlos hace tiempo que se ha desatado.

42 veces compartido

Sin comentarios

Escribir un nuevo comentario:

Nuestro sitio utiliza cookies para garantizar una mejor experiencia de navegación. Más información

OK